Oferta restringida, Demanda alta: stanflación

21 de octubre 1
Treinta años Economista Titulado del Banco de España. Economía internacional. Autor del blog "Decadencia de Occidente", blog sobre los estragos... [+ info]
Treinta años Economista Titulado del Banco de España.... [+ info]
3º en inB
3º en inB

He leído con gran interés el artículo de Hugo Ferrer. Estando de acuerdos con él en sus valoraciones, he de decir que veo grandes riesgos de stanflación (contracción de la oferta con alta demanda), porque los bancos centrales han conseguido salvar la crisis de la pandemia con una sobreoferta de dinero. Pero han surgido, a partir de la crisis energética, unas restricciones en la oferta de todo tipo, que se caracteriza por escasez de materias primas y bienes intermedios (el ejemplo más conspicuo es la escasez de microships que asfixia la oferta de ilimitados productos, como el automóvil), con el resultado de cierres, temporales o definitivos de fábricas y aumento de los previos.La última vez que vivimos esto fue en los años setenta/ochenta, con las dos crisis del petróleo, lo que fue aprovechado por la escuela de Chicago para inventar una teoría errónea sobre las Expectativas Racionales, que asignaba a éstas el aumento de la inflación porque los agentes interpretaban “racionalmente” las políticas monetarias expansivas. Nunca hubo tal, sino restricciones de la oferta que aumentaban los costes y la inflación. (No quiero decir con esto que no hubiera expectativas, simplemente que distan de ser perfectas.)
Las restricciones de la oferta que estamos viviendo producen una presión al alza de los costes, con la correspondiente reducción de la oferta, que impulsa al alza la transmisión de costes a precios porque la demanda, en buena parte determinada los banco centrales y sus tipos de interés cero, es creciente. De ahí la indeterminación de éstos entre mantener su política expansiva o moderarla, porque no depende de ellos los problemas de la oferta. 
Esto podría tener una vigencia corta, pero desgraciadamente los expertos pronostican una prolongación permanente de los problemas de suministros energéticos y otros bienes intermedios. Ergo, las tensiones de costes, los despidos y contracciones de la producción, se van a mantener, y la demanda será alta si los bancos centrales no revierten su política expansiva, cosa difícil de implementar sin grandes quebrantos en la propia esfera de la producción.
De ahí que vea un escenario probable de PIB a la baja e inflación al alza: stanflación.
En estos casos no puedes hacer un análisis de oferta y demanda simple. 
Todo esto lo digo sin introducir ningún escenario de posible empeoramiento de la pandemia, que complicaría el análisis y el panorama enormemente, a peor claro. 

Usuarios a los que les gusta este artículo:

Este artículo tiene 1 comentario
Escriba un nuevo comentario

Identifíquese ó regístrese para comentar el artículo.

Síguenos en:

Únete a inBestia para seguir a tus autores favoritos