¿Qué es el indicador técnico RSI?

5 de febrero 0
Cuenta desde la que creamos los contenidos de la inBestopedia de inBestia.
Cuenta desde la que creamos los contenidos de la... [+ info]

El indicador RSI, también llamado "Índice de fuerza relativa” (o Relative Strength Index en inglés) es uno de los indicadores técnicos más conocidos y utilizados en el análisis técnico, tanto por los inversores profesionales como por los particulares. Se trata de un indicador desarrollado originalmente por J. Welles Wilder en 1978 y es utilizado por los traders para medir la fuerza de una tendencia e identificar señales de fin de tendencia (detectar zonas de sobrecompra y sobreventa que darían lugar a posibles cambios en la tendencia del precio). Es decir, nos va a permitir medir cómo de rápido sube o baja el precio de un activo en relación con sus precios habituales para un periodo determinado. 

El cálculo del RSI está basado en los promedios de los movimientos individuales al alza o a la baja de los sucesivos precios de cierre. Welles Wilder, el creador del indicador, utilizaba 14 precios de cierre diarios para calcularlo. Los 14 periodos, junto con los niveles de 30 (sobreventa) y 70 (sobrecompra) que comentaremos más adelante, es la configuración estándar del indicador. Como siempre, y dependiendo del tipo de estrategia de trading que estemos desarrollando, siempre podremos modificar estos parámetros a nuestro gusto (toda las plataformas de trading permiten ajustar los indicadores según nuestras necesidades). En todo caso debemos tener en cuenta que cuanto más corto sea el período de cálculo, más sensible va a ser el oscilador y más rápido va a alcanzar niveles extremos (sobrecompra y sobreventa). Del lado contrario, cuanto mayor sea el período de cálculo del RSI, menor será la volatilidad del oscilador y más tiempo tardará en alcanzar niveles extremos.

U8i9YfpbCz2XJhSQE-vy0h_zXeifUWo_x4XnMFB2y_gLEbTsgGtffLkWLiddGsiJv_Rv4OnfeDhbi1nVzmM4vEiaJkZphKZkPJLUPpLPzxZxOgnp_TSSLwJedSyOWNDsTG7vF1He

El oscilador RSI se representa gráficamente en un rango que fluctúa entre 0 y 100. Así, cuando los precios suben fuertemente el RSI también sube, y cuando los precios bajan el nivel del RSI también lo hace. Y al igual que la inmensa mayoría de los indicadores técnicos, la función principal del RSI es generar señales de compra y venta para poder saber cuándo entrar y salir del mercado. 

El RSI sirve fundamentalmente para identificar, cómo se ha apuntado anteriormente, situaciones de sobrecompra o sobreventa de un activo que teórica y potencialmente van a anticipar giros en el precio. A grandes rasgos la interpretación más básica del RSI sería la siguiente:

1. Una lectura del RSI por encima de 70 se interpreta como que el activo está “sobrecomprado” o sobrevalorado. Por tanto, teóricamente un RSI por encima de 70 estaría adelantando un posible movimiento correctivo del precio.

2. Una lectura del RSI por debajo de 30 indica que un activo está “sobrevendido” o infravalorado, por lo que teóricamente un RSI en este nivel podría anticipar un rebote del precio. 

En el gráfico inferior se puede apreciar claramente estos aspectos que señalamos. Las zonas de sobreventa se alcanzan cuando el precio cae fuertemente y, en consecuencia, el RSI se sitúa por debajo de 30. Cuando esto se produce hablamos de que el activo se encuentra “sobrevendido” y estamos ante una señal potencial de cambio de tendencia y rebote en el precio. Del mismo modo, cuando el precio sube de forma brusca en un corto período de tiempo se alcanzan zonas de “sobrecompra” que teóricamente anticipan caídas en el precio del activo. 

3CAXQ6C00QxjIHZ5VE3jHxC76MVLd_XVDmbN1BrbYi0cD5BDeUIrXrUsn8dQXPtXGnBPmGuHR_GXFYXO53on5DTP2eM9tzxylclZWkvlmgLIjx3gsTS-oI4al5bkPsHqJ7QI52u8

Al igual que en otros indicadores técnicos, el análisis de las divergencias en el RSI también proporciona información muy valiosa al trader. Las divergencias tienen lugar cuando el comportamiento del precio se mueve en una dirección y el RSI no acompaña dicho movimiento.

Una divergencia alcista se produce cuando el RSI marca un mínimo de sobreventa seguido de un mínimo más alto, mientras que, paralelamente el precio marca mínimos más bajos. Este tipo de divergencias nos está anticipando un potencial impulso al alza del precio, por lo que estaríamos ante una señal para abrir posiciones largas (o alcistas) sobre el activo en cuestión. 

Por el contrario, una divergencia bajista se produce cuando el RSI marca un máximo de sobrecompra seguido de un máximo más bajo, mientras que, paralelamente el precio marca máximos crecientes. Esta divergencia nos está anticipando la pérdida del impulso alcista y nos alerta del inicio de una corrección bajista en el precio. Una divergencia de este tipo sería una señal para abrir una posición corta (o bajista) sobre el activo en el que estemos operando.

eU4Gio479_OLS312CCVrk8xnTxdlrJqowVT518roJmWqSztTiFEJXwK6h4wkr0kne7CjodwbFJLm4rrerCuy5hs0tYLnT08huPPYRjFDwEd6lAA88jGtkS_SxMBYd6A0CZsD0KjZ

En el gráfico superior se puede apreciar con claridad una divergencia bajista. Como vemos, durante varios meses la cotización del S&P 500 alcanzó dos nuevos máximos, situación que no fue acompañada por el RSI. Una situación como esta nos está alertando de un posible cambio de tendencia en el precio, que como posteriormente comprobamos se traduce en caídas significativas en el precio del activo.

Estamos ante uno de los indicadores técnicos más utilizados a nivel mundial por los traders, ya que proporciona señales muy valiosas (en cualquier marco temporal - diario, semanal, mensual) sobre la situación de un activo, ayudándonos a identificar señales de fin tendencia. Un indicador que utilizado junto con otros osciladores (macd, estocástico, etc.) y/o patrones chartistas pueden proporcionar una buena base al inversor sobre la que establecer sus operaciones de trading

Usuarios a los que les gusta este artículo:

Este artículo no tiene comentarios
Escriba un nuevo comentario

Identifíquese ó regístrese para comentar el artículo.

Síguenos en:

Únete a inBestia para seguir a tus autores favoritos