La fortaleza del euro frente al dólar. ¿Para cuanto tiempo?

28 de enero, 2018 5
Treinta años Economista Titulado del Banco de España. Economía internacional. Autor del blog "Decadencia de Occidente", blog sobre los estragos... [+ info]
Treinta años Economista Titulado del Banco de España.... [+ info]
9º en inB
9º en inB

 Gavyn Davies nos ofrece un artículo excelente que, creo, da con la clave de por qué el dólar se debilita pese a que los tipos de interés están mucho más altos en EEUU. Esto debería atraer más capitales hacia EEUU, si no hay otras razones de peso. Como dice Davies y muestra su gráfico, el dólar-euro ha hecho “decoupling” respecto al diferencial de intereses EEUU-Euro: el dólar no ha dejado de caer pese al refuerzo ofrecido por un diferencial de tipos de interés a cinco años a favor de EEUU subiendo en flecha. 

Otro tipo de explicaciones han salido a la palestra, pero Gavyn las desmonta minuciosamente, aunque no me voy a detener en ello; recomiendo vivamente su artículo. Sólo voy a hacer un resumen de su argumentación. 
Y su argumentación va al meollo, es decir a las diferentes expectativas que han originado la FED y el BCE de su futura política monetaria. 
Esto no deja de ser paradójico, dado que el BCE está todavía en tipos de interés cero y su “Forward Guidance” no es nada alarmante. Sí ha dejado entender que podría quitar su QE en septiembre, pero siempre que se dieran las condiciones idóneas. En cambio, la FED está decididamente orientada a subir los tipos y ha empezado a dar la vuelta a su QE, es decir, está vendiendo los bonos que adquirió.
Sin embargo, las expectativas de tipos en EEUU están mucho más moderadas que en Europa. ¿Por qué? ¿Falta de credibilidad de Draghi? En EEUU las expectativas de tipos están más cerca del tipo que anuncia la FED que en Europa, en que el mercado apuesta por unos tipos prácticamente  igual que en EEUU. Como se ve en el gráfico: en él se compara el spread de rendimientos a 5-2 años en ambas zonas, expresión de las expectativas, y resulta que en Europa son mucho más empinadas que en EEUU. 
De ello resulta un diferencial de intereses entre ambas zonas, positiva y creciente para Europa, lo que ya sí concuerda con un euro que  se aprecia frente al dólar, como se ve en el segundo gráfico. 

Esto es lo que está poniendo de los nervios a Draghi, como explicábamos el otro día. Bueno, esto y que ve que los americanos no están nada angustiados con un dólar débil...
Sin embargo, para Draghi un euro fuerte podría ser un argumento de peso para prolongar la política monetaria laxa, retrasando, por ejemplo, la retirada del QE. Sí, eso es verdad, ¿pero como se lo explica a los alemanes, empezando por Weidsmman, que está deseando sucederle? Solo si consigue contener la inflación, los alemanes pueden refrenar sus ganas de liquidar a Draghi, el hombre que salvo al euro... en cuanto a las expectativas comparadas entre ambas zonas, es difícil que hoy por hoy cambien. Ergo, es posible asistir a una revaluación más prolongada del euro frente al dólar, lo que desde luego enfadará a muchos, no solo a Draghi. 

Usuarios a los que les gusta este artículo:

Este artículo tiene 5 comentarios
He disfrutado de su artículo, ya que ofrece un vistazo a entender la desconexión en las políticas monetarias de dos bancos centrales relevantes como la Fed vs BCE. Ahora bien, siempre podemos 'pensar' que Draghi salvó al euro, aunque la verdad puede ser otra y es Ben Bernanke el que salvó en su momento a todos (sus estudios universitarios le hacian temer una falta de liquidez) del fin de la realidad como la conocemos.

También hay algunas ideas acerca del comportamiento del Dólar Americano en las diferentes administraciones gubernamentales y por ende, la extesión de la debilidad pueda llegar hasta unos 36-meses con alguna que otra sorpresa en el camino, lo cual pueda debilitar la cotización hasta el nivel 74. Al final Macron NO está del todo equivocado en querer buscar algunas reformas estructurales importantes en la eurozona para evitar nuevos desastres.

Como dato curioso, llama la atención dos perspectivas a nivel de banca de inversión: ING apunta el 1.30 para el 2019, pero en la otra cara de la moneda BofAML mantiene un corto buscando 1.10 en los próximos 6-meses. Al final algo si queda claro, eso de subir tipos de intereses en las manos de Draghi NO tiene cabeza ni pies.
29/01/2018 13:12
Escriba un nuevo comentario

Identifíquese ó regístrese para comentar el artículo.

Síguenos en:

Únete a inBestia para seguir a tus autores favoritos

Publicidad