Estamos inmersos en un movimiento típico de consolidación de niveles de renta variable

2 de marzo 2
Gestor de Sicavs, cestas de fondos y de renta variable. España. Analizo los mercados financieros desde una visión global para proporcionar las... [+ info]
Gestor de Sicavs, cestas de fondos y de renta variable.... [+ info]
9º en inB
9º en inB

Las bolsas mundiales vuelven a corregir tras el repunte de las anteriores semanas. Comentábamos este mismo martes en nuestras claves que las bolsas esperaban el discurso de Powell para definir si la recuperación de las caídas sería en "V" o se alargará el movimiento lateral en torno a mínimos de febrero antes de generar la siguiente fase alcista de precios. En nada favoreció al mercado los comentarios del nuevo presidente de la Reserva Federal cuando dijo que la economía había hecho que se convenciese todavía más de que al final aceleraría la inflación. Parte del mercado interpretó o quiso interpretar que había más probabilidades de cuatro subidas de tipos de interés en vez de tres.

Desde que comenzó la corrección de febrero venimos apostando en nuestros informes diarios que el escenario más probable era el de un movimiento lateral, sin descartar nuevos mínimos para eliminar toda la sobrecompra que venían marcando los principales indicadores. La caída había sido muy vertical, por lo que no había dado tiempo a las manos débiles a salir del mercado. Todo apunta a que son necesarias más noticias negativas y sensación de "pánico" para ver cuánta fruta madura queda por caer al mover el árbol.

Esta mañana empiezan a reunirse condiciones muy favorables para ello. Al mensaje confuso de Powell se une la noticia de que Donald Trump aprueba fuertes aranceles a las importaciones de acero y aluminio que hacen temer una guerra comercial, principalmente con China. Además, el presidente ruso no tuvo mejor día para demostrar que él puede estar al nivel de Donald Trump o el presidente norcoreano, y presentó su arsenal nuclear con capacidad para alcanzar Estados Unidos a través de un vídeo en su discurso anual de la Asamblea Nacional rusa. Además, este domingo son las elecciones de Italia, por lo que la incertidumbre política en Europa alcanza un nuevo auge.

En definitiva, un escenario idílico para que los minoristas se apresuren a salir de los activos de riesgo, presionados por las noticias de corto plazo sin atender a la situación ni a la visión de medio y largo plazo, que sigue siendo favorable a las bolsas. Pero tal y como titulamos las claves de hoy, el movimiento de las últimas semanas es el movimiento típico que se repite en la mayoría de fases de consolidación de las subidas del mercado. El S&P500 llevaba desde febrero del 2016 (dos años) subiendo en vertical sin una corrección seria y el movimiento actual se asemeja (casi calca) a los movimientos de las tres anteriores fases de consolidación que hemos vivido en el actual tramo alcista iniciado en 2009. Estas tres fases correctivas se produjeron en el verano del 2015 - inicio 2016, así como en los veranos de 2010 y 2011.

Actualizamos la comparativa del S&P500 con el VIX (volatilidad implícita del índice) para ver que mientras la volatilidad no se asiente por debajo del 20%, no se puede confiar en los rebotes e inicio del nuevo tramo alcista. En el siguiente gráfico vemos la actual corrección frente a la de agosto del 2015. En aquella ocasión, en septiembre el S&P500 volvió de nuevo a los mínimos de agosto y ahí el VIX se quedó mucho más bajo para iniciar un fuerte rebote que llevó de nuevo a máximos al S&P500 en octubre, ya con el VIX claramente por debajo del 20%. La recuperación no fue la buena por los nuevos problemas de enero (guerra de precios del petróleo que hizo temer por una recesión económica global), pero en las correcciones de enero de 2016 pasó algo similar. Una primera corrección, un nuevo rebote y mínimos más bajos en febrero para, ahí sí, rebotar con fuerza una vez que la volatilidad se situó por debajo del 20%. Desde entonces, ha habido rebotes puntuales del VIX que han marcado excelentes oportunidades de compra de la renta variable norteamericana.

e492de4d91a77bbf27c990a7f6f7c55aeccfbeb4.jpg

En las fases de consolidación del 2010 y 2011 ocurrió lo mismo. En este caso las medias del VIX anteriores eran más altas y la barrera que diferencia la tendencia alcista y bajista se sitúa algo más alta. Pero mientras el VIX estuvo por encima del 20%-25% se prolongó la fase lateral bajista en ambas ocasiones, y sólo cuando el VIX se consolidó por debajo del 20%-25% se inició el nuevo tramo alcista. Eso sí, cada repunte del VIX generó mínimos significativos en la fase de consolidación.

655b77ab496f31b73a97547ba75950792753f77f.jpg

Y no sólo en la evolución del VIX podemos ver que la fase de consolidación es similar a anteriores históricas. El comportamiento de las manos fuertes y débiles que solemos utilizar discriminando entre operaciones de más y menos de 10.000 títulos apoyaría este movimiento. En la primera fase de caídas ya estudiamos en nuestros informes que la corrección no la habían provocado las manos fuertes (el lunes negro no lo provocaron las manos fuertes), y llama muchísimo la atención que estos inversores sí que han aprovechado el rebote del S&P500 para reducir saldo comprador y, además, esta semana con las caídas están volviendo a comprar. Es decir, no consideraban el rebote pasado como el bueno y ahora sí que están comprando de nuevo en un movimiento contrario al del mercado (aprovechan precios altos para vender y correcciones para comprar).

Evolución (en rojo) del saldo comprador de las operaciones de más de 10.000 títulos en el S&P500.

9a7d9f651caf8800a9fd8ee1af81811618d028a5.jpg

Todo lo contrario ocurre en las operaciones de menos de 10.000 títulos. Se desplomó el saldo comprador en la primera caída. En el rebote han vuelto a equivocarse pensando que era el bueno y esta semana vuelven a vender con fuerza saliendo claramente del mercado.

Evolución del saldo comprador acumulado de las operaciones de menos de 10.000 títulos.

bf3c43a9dc29c02a9870392dfcb44cda7fb55387.jpg

No sabemos si el mercado rebotará desde los niveles actuales o desde más abajo, pero sí que parece que, cuando este se produzca, las manos fuertes estarán dentro y las débiles fuera, que es lo que sucede en la inmensa mayoría de los inicios de tramos alcistas de las bolsas (que por cierto son los mejores tramos en la historia de estos mercados).

En el Dow Jones ocurre lo mismo. Las manos fuertes no vendieron en el primer tramo bajista, han ido reduciendo con paciencia en la subida y en esta nueva caída vuelven a comprar, con un saldo acumulado de nuevo casi en máximos.

a63aec0ea86fd5e93a596d5f7ba5236a971a4e96.jpg

Y claramente las manos débiles están con un saldo comprador en mínimos del último año.

07c435ef969f2c1b231dfe3b2718c2ade3140fff.jpg

No es cuestión de saber hasta dónde podrá llegar la corrección, sino de tener claro que esta debilidad de corto plazo de los mercados abre una buena ventana de entrada en la tendencia alcista de largo plazo de las bolsas. El S&P500 sigue en el canal alcista y esta corrección podría acabar de nuevo cerca de los mínimos de febrero (arriba o abajo) por donde pasa la media de 200 sesiones o mínimos del último trimestre del 2017.

b1e9e196412ab8b5d47ec28a2e67b113ee57a416.jpg

En Europa el Eurostoxx se ha girado a la baja en la media de 200 sesiones y la nueva corrección podría llevar al índice de nuevo a mínimos de este febrero, mínimos de septiembre o incluso más abajo, en la zona de media de 500 sesiones.

e4e6f508de19be05caf7ffc8726bf54634e39b87.jpg



El artículo original se encuentra en el Blog de Unicorp Patrimonio S.V.

(http://blog.unicorppatrimonio....)

Usuarios a los que les gusta este artículo:

Este artículo tiene 2 comentarios
Escriba un nuevo comentario

Identifíquese ó regístrese para comentar el artículo.

Síguenos en:

Únete a inBestia para seguir a tus autores favoritos

Publicidad