Estamos ante un buen cierre semanal para los activos de riesgo

14 de septiembre 1
Gestor de Sicavs, cestas de fondos y de renta variable. España. Analizo los mercados financieros desde una visión global para proporcionar las... [+ info]
Gestor de Sicavs, cestas de fondos y de renta variable.... [+ info]
9º en inB
9º en inB

Nuestras carteras y previsiones solemos hacerlas con una visión estratégica de medio y largo plazo. Tratándose de carteras compuestas por fondos de inversión, entendemos que no hay una mejor manera de hacerlo puesto que una visión cortoplacista generaría más perjuicios que beneficios. Así, siempre preferimos ver tendencias de medio o largo plazo para intentar participar del mayor rango posible de las mismas. En este sentido, los gráficos de velas semanales dan mucha mayor visibilidad de la situación real del mercado puesto que nos apartan del "ruido" que aportan estudios de más corto plazo.

Así las cosas, los cierres semanales dan importantes señales, puesto que dejan sensaciones sobre posibles cambios de tendencias o preocupaciones de los inversores de cara a posibles noticias relevantes del fin de semana que pudieran cambiar las inercias. Pues se da el caso de que esta semana, tras la debacle que hubo en la primera semana de septiembre, se están produciendo movimientos relevantes en clave de cierre semanal.

En primer lugar, el gráfico del Dollar Index nos deja una vela semanal negativa. Es decir, el dólar empieza a debilitarse, refrendando el movimiento que comenzó hace unas semanas cuando Trump dijo no estar cómodo con la fortaleza del dólar. Así, viendo este gráfico, parece que la ruptura alcista que se produjo en agosto ha sido una trampa alcista. Precisamente la ruptura alcista del nivel de 95 puntos, justo el nivel de la media móvil y máximos de los últimos meses fue lo que aceleró en agosto la salida precipitada de los inversores de las monedas emergentes, sobre todo el peso argentino y la lira turca. Si el dólar continuase corrigiendo, la volatilidad de las divisas emergentes se reduciría considerablemente y, sobre todo, Estados Unidos ganaría competitividad. Recordemos que una depreciación del dólar tiene los mismos efectos que persigue Trump con los aranceles, por lo que habría menos presión para dar nuevos pasos en la temida guerra comercial.

4b375ee5dffeb69aa2b6cf5cb4b95606c5710e7c.jpg

MSCI Emerging Markets. Aún no han cerrado todos los mercados emergentes, pero a priori va a cerrar a bastante distancia de los mínimos semanales y ligeramente por encima de los mínimos de agosto y de la semana pasada. El mínimo de esta semana ha sido justo el nivel de 1000 puntos, y los indicadores de momento (MACD y RSI en la parte inferior del gráfico) están en niveles muy sobrevendidos, por lo que podría ser buena zona para intentar comenzar un rebote de mercado.

a523b165c74ee65560b9e470401336e0975bd7bd.jpg

En Europa, el Eurostoxx 50 (con dividendos) confirma que el nivel de mínimos de la semana pasada puede ser buen nivel en los que ir formando un nuevo rebote. Tal y como hemos comentado esta semana, en los mínimos de la semana pasada y de esta coinciden la línea que une mínimos desde 2011, los mínimos de marzo-abril y los máximos del 2007. Este rebote podría llevar de nuevo a las bolsas europeas a la zona de máximos anuales, continuando este índice dentro del lateral en el que lleva inmerso desde inicios del año pasado. Recordamos que desde hace meses estamos insistiendo que dentro de este rango cualquier cosa puede ocurrir con la renta variable y que no se producirá un fuerte movimiento al alza o la baja en tanto no salgamos del mismo. En el rango lo único que se puede hacer es aumentar riesgos en la parte baja del mismo y reducirlo en la parte alta.

c02041c3181cc1921e570dc695e6516c22301120.jpg

Más claro si cabe es el soporte del Ibex 35 (con dividendos). Los mínimos de la semana pasada coinciden con los mínimos de marzo, línea que une mínimos desde 2011 y también con los máximos de 2007. Es sitio idóneo para iniciar un nuevo rebote al menos hasta máximos anuales.

788056c4dfc32ffea9ce22562fea1df1c57d03c0.jpg

Quizás el más importante cierre semanal sea la rentabilidad del bono alemán a 10 años. De momento está la TIR en máximos semanales, en torno al 0,4%. El nivel coincide justo con la línea que une máximos anuales. Por tanto, si la semana cierra por encima del nivel actual, sería una señal de que se deja atrás la tendencia bajista de los seis últimos meses. Ello conlleva que los inversores tendrían menos preocupación por la situación y dejarían de comprar bonos refugio. De momento no ha roto al alza, por lo que no conviene precipitarse al tomar decisiones.

f4f0189a35e38896d29c2e4e3ce8bb109c50f322.jpg

Por último, esta semana se ha reducido considerablemente la volatilidad de las divisas emergentes. Insistimos que esto es indispensable para que haya menos preocupación en torno a estos mercados y se pueda producir el rebote de los mismos.

c5272d77f10fa9fd474832ac8066855fc252c721.jpg

Por tanto, el cierre semanal nos sirve para detectar que tras las correcciones de los últimos meses se está empezando a ver síntomas de que vuelve el apetito por el riesgo. Si no hay ninguna noticia negativa durante el fin de semana en torno a "la guerra comercial", la posibilidad de un rebote desde niveles actuales empieza a tomar forma.





El artículo original se encuentra en el Blog de Unicorp Patrimonio S.V.

(http://blog.unicorppatrimonio....)

Usuarios a los que les gusta este artículo:

Este artículo tiene 1 comentario
Invirtiendo en fondos lo suyo sería pasar capital de fondos Europeos y USA a Emergentes, de forma progresiva aprovechando el rebote y aumentando tras confirmación del suelo.
Como he leído por la web: ni Trump sabe lo que va a twitear al día siguiente!
.
15/09/2018 22:44
Escriba un nuevo comentario

Identifíquese ó regístrese para comentar el artículo.

Síguenos en:

Únete a inBestia para seguir a tus autores favoritos

Publicidad