Buscando a Europa. Dominio del "Ordoliberalism" alemán

6 de mayo, 2016 0
Treinta años Economista Titulado del Banco de España. Economía internacional. Autor del blog "Decadencia de Occidente", blog sobre los estragos... [+ info]
Treinta años Economista Titulado del Banco de España.... [+ info]
8º en inB
8º en inB

El BBVA ha publicado un libro de varios autores que intenta ofrecer soluciones al estancamiento de Europa. Luego, en el libro no se ve una excesiva coordinación entre los temas desarrollados por los autores. Autores que, con algunas excepciones, ofrecen un perfil demasiado oficialista, lo que siembra la duda sobre los condicionantes que han podido frenar el impulso de decir la verdad. El aspecto del panel de autores y los títulos que ofrecen dan un visión de una labor de "corta y pega", ayuna de coordinación ninguna entre temas tratados.

(Una excepción es el artículo de Barry Eichengreen, sobre el BCE, del que siempre se puede esperar lucidez y dominio del tema tratado.)

Tomo una muestra: es el capítulo dedicado a la economía, "El modelo europeo de crecimiento en crisis" que es un refrito hecho por los autores res originales, funcionarios del Banco Mundial y FMI en 2012, por lo que dudo mucho que tenga algo nuevo que ofrecer. Las cosas han cambiado mucho desde entonces, y es difícil cuadrar lo que se creía entonces con lo que ha pasado, y cuando n las nuevas opiniones. Por empleo, ni una mención a la hipótesis del estancamiento secular.

De todas maneras, hago algunos sondeos en la oscura prosa funcionarial, hasta que me percato de cuál es el hilo conductor de toda esta mediocritas: unos países lo han hecho bien, otros mal, y éstos deben de espabilarse haciendo lo que han hecho los buenos. Es decir, totalmente anacrónico a estas alturas.

Si un proyecto de un Gran Estado Europeo, que ha succionado los poderes soberanos de los paises miembros, es proponer que espabilen y se levanten por sí mismos los que se quedan rotos, no es de recibo. Me parece ofensivo a esos países del sur de Europa a los que se quiere convencer de que si Alemania tiene un superávit de balanza de pagos del 8% del PIB, lo que deben hacer ellos es lo mismo.

El problema económico de Europa es que no tiene un plan de crecimiento a largo plazo. Es más, si ese plan lo hubiera, se vería sistemáticamente torpedeado por la "Real Politik" de Europa, que no tiene ni pies ni cabeza.

Como dice Münchau, en una genial descripción de cómo funciona Europa, ésta es un conjunto de poderes burocráticos sin función precisa, pero con el poder suficiente para entorpecer las decisiones tomadas por el poder de al lado. Un ejemplo es el reciente "proyecto de los cinco presidentes", presentado a bombo y platillo por la Comisión, que suspira por recuperar el resplandor que tuvo en los años ochenta, antes de Maastritch. La Comisión tenía voz, por las cosas que decía y trataba no eran criciales. Pero desde que la Comisión impulsó el gran proyecto de Maastritch hacia una Europa-Nación, empezando por el euro, las cosas empezaron a ser importantes para los paises que de verdad mandan, Alemania y Francia, y la comisión fue reducida, inmisericordemente, a una caja de cerillas mojadas. Temas de soberanía demasiado importantes para Alemania y Francia, los paises que tienen más sentimiento nacional, no podían dejarse en manos de unos burocrátas irresponsables y soñadores.

Sí, fueron los grandes países los que laminaron los intentos de seguir desviando soberanía hacía el centro burocrático. Sí, fue Alemania la que ha boicoteado todo intento de unificación bancaria, de unidad fiscal... Son palabras mayores, y desde su punto de vista, tienen razón. A Alemania le ha ido de cine, los alemanes son celosos de su identidad nacional, y si creen en Europa, es en una controlada por Alemania... Con la ayuda si hace falta de Francia. Alemania, hoy por hoy, no acepta que un poder externo le arregle las cosas internas.

Alemania no quiere perder el control de sus empresas, de sus bancos, de su mercado de trabajo, y utiliza las instituciones europeas para que no se cuelen disposiciones que puedan debilitar el "Ordoliberalism" que ellos solos saben interpretar. Libre mercado, pero con un sutil, o no tan sutil, control de los cotos de caza que considera suyos: la banca, la industria del auricular móvil, etc, etc...

Europa no existe como tal. Solo Alemania manda, y el BCE, gracias a Draghi, pero no está garantizado que cuando se vaya no pongan a otro Trichet.

Parece que esto no tiene importancia en el solar español. Ninguno político le dedica medio segundo. Todos, menos los que ya sabemos, se declaran europeos, pero temo que no saben cuál es el contenido de esa afirmación. En realidad lo que quieren decir es que mejor dejar en manos de Europa ciertas cosas, y así nos ahorramos el desgaste político. Pues que midan a donde nos ha traído esa política hipócrita y nihilista. 

Usuarios a los que les gusta este artículo:

Este artículo no tiene comentarios
Escriba un nuevo comentario

Identifíquese ó regístrese para comentar el artículo.

Síguenos en:

Únete a inBestia para seguir a tus autores favoritos

Publicidad